jueves, 7 de junio de 2012

Manuel Belgrano Periodista. 3 de Junio 1770 - 20 de Junio 1820



                                        Manuel Belgrano Periodista.

       
Manuel Belgrano nació en Buenos Aires el año 1770, estudió las primeras letras y el bachillerato  en el Colegio San Carlos, hasta que sus padres lo enviaron a Salamanca, España, donde se recibió de Bachiller en Leyes y cuando rindió el examen final en Valladolid, obtuvo el Título de Abogado; también se preparó en Economía.
      En1794 asumió como Secretario del Consulado de Buenos Aires, donde  redactaba brillantemente “las Memorias Anuales”.
      Su actividad periodística comenzó en el “Telégrafo Mercantil, Rural, Político, Económico e Historiográfico del Río de la Plata”, cuyo primer número se publicó en abril de 1801, fundado y dirigido el abogado y escritor Francisco Antonio Cabello y Mesa. Belgrano  colaboraba junto a Juan   Castelli, Julián de Leiva, Domingo de Azcuénaga y otros. Duró un año esta publicación y se clausuró en 1802.

      Manuel Belgrano continuó con la difusión de sus ideas en el
“Semanario de Agricultura, Industria y Comercio”, editado por el comerciante criollo Juan Hipólito Vieytes, entre los años 1802 a 1807. En sus escritos propiciaba la industria, el comercio y  la agricultura, siguiendo la Teoría Fisiocrática de Quesnay, cuya obra había traducido del francés, de Filangeri y otros. El Semanario llegó a publicar 218 números.

     
El 3 de marzo de 1810, con la aprobación del Virrey Cisneros, se editó el “Correo de Comercio”, siendo los redactores Manuel Belgrano e Hipólito Vieytes. En el periódico que duró hasta el 5 de abril de 1811, Manuel Belgrano  desarrolló su pensamiento referido "a la Economía, el Seguro, plantación de árboles, aguadas, como cuidar el cuero vacuno de las polillas y como guardar alimentos en conserva". La publicación cerró  estando Belgrano fuera de la capital, en misión Diplomática al Paraguay,  junto al rosarino Dr. Vicente Anastasio Echevarría. 

     
En el Instituto Nacional Belgraniano de Rosario, fundado el 17 de Mayo de 1957, podrá Ud. encontrar más datos de la vida y obra de este ilustre patriota, defensor de la Integridad Territorial y de la Educación en todo el ámbito nacional. 
      Belgrano fue un hombre inteligente, sagaz, generoso, que puso al servicio de su Patria su conocimiento, sus fuerzas, su vida "en favor de un pueblo con independencia y libertad". 
      Por su espíritu periodista, numerosos escritos bien redactados se conservan: “Los informes del Consulado”, “Las cartas a San Martín, a Gúemes, los Artículos de los periódicos”; su Proclama en Buenos Aires: “Deseo ser digno hijo de la Patria”; en su Alocución frente al Regimiento de Patricios: “nací para servir a mi pueblo, no vine para ser servido”.
      En Rosario, arengó frente a sus tropas y el pueblo: “no teniendo Bandera mandé hacerla celeste y blanca, para distinguirnos del enemigo”; en Jujuy, “juremos nuestra bandera”;  en Tucumán, “este 24 de Septiembre día de la Virgen de las Mercedes, los patriotas hemos vencido”; en el triunfo de  Salta, en las derrotas, en el asesoramiento del Congreso de 1816, en los Acuerdos, en  Los Reglamentos en favor de los Aborígenes y para las Escuelas; en el Acta de Donación de los 40.000 pesos fuertes para la fundación de cuatro Escuelas; en los permisos que pidió a la Superioridad por su quebrantada salud; el Testamento y sus últimas palabras: “Ay, Patria mía cuantos males tienes todavía, espero que las nuevas generaciones los sepan corregir”. 
     Belgrano creía en el poder de las palabras, con ellas "no quería vencer; sino convencer".
      Los integrantes del Instituto Belgraniano de Rosario, en este Bicentenario de la Creación de la Bandera, queremos compartir la admiración que sentimos por este “prócer”, este verdadero “Héroe Nacional”, que estuvo siempre adelante iluminando el camino de las Ciencias, de la Cultura, del trabajo y  de "un  Periodismo que informe y esclarezca al pueblo". Queremos que  brille su ejemplo cívico, en  Rosario, en el País y en el Orbe.
      Belgrano, enfermo de hidropesía, viajó en carreta desde Tucumán a Buenos Aires, fue cuidado por sus familiares y religiosos Dominicos; entregó su reloj en forma de pago a su médico de cabecera y murió pobre en Buenos Aires, el 20 de Junio de 1820, el día de los “Tres gobernadores”. Sus manos estaban entrelazadas con un rosario, su cuerpo cubierto con el hábito blanco de Santo Domingo y sin pompas fúnebres, fue enterrado en el piso de la iglesia de Santo Domingo.
      Prof. Lic. Luis Angel Maggi. DNI. 6.433.410.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada